El perfil del psicólogo ambiental



Los psicólogos ambientales hacen énfasis en la percepción de ambientes complejos, indagando la manera en que el ambiente físico conforma la naturaleza de la percepción de cada individuo, de allí que las “funciones psicológicas del conocimiento ambiental son las de capacitar a las personas para que resuelvan los problemas de espacio en su medio físico cotidiano” (Quevedo, 2007, citado en Vergara y Brunal (2007). Esto implica una gran importancia, pues es necesario saber cómo abordar e integrar los comportamientos y experiencias de cada individuo y así involucrar a estos en el diseño de cada uno de los entornos.
Al respecto Pol (1997) describe un perfil del psicólogo con las siguientes características, debería de contar con planificación y la gestión de recursos naturales y del paisaje, pero básicamente se centra en entornos urbanos, orientado a conseguir un mayor bienestar social y una mejor calidad de vida. Su necesidad y función social tiene su origen en el presunto derecho de los individuos y colectividades a preservar la propia identidad individual y de grupo, las formas culturales, valores simbólicos compartidos y formas de relación, sin que se vean alteradas por intervenciones ajenas más allá de lo que se desee. La intervención del psicólogo ambiental va orientada a encontrar el equilibrio entre la adaptación a las condiciones de vida que vienen dadas, las modificaciones no controlables que estas condiciones de vida siempre sufren y la adaptación del entorno a las propias necesidades. Y ello en la consideración de que el sistema social no es estático sino dinámico.
De igual manera es importante mencionar que “el papel profesional del psicólogo ambiental, en los ámbitos de la intervención, evaluación y valoración ambiental es muy amplio, poco formalizado, difuso hasta la fecha, ética y políticamente complicado y falto de reconocimiento social” (Vergara M. 2007). Esto se debe a la relevancia de lo flexible que son las formas de investigación de la Psicología ambiental pues se muestra en esta la interdisciplinariedad y de la transdisciplinariedad, pues a partir de esta se desenvuelven otras áreas que se relacionan con esta haciendo un complemento para las diversas soluciones de esta disciplina, alunas de ellas son las Ciencias Sociales (Geografía, Antropología, Sociología), la Arquitectura, Biología, Ecología, entre otras.
Por su parte Corralizza (1997) destaca la importancia de los problemas relacionados con el medio ambiente y los recursos naturales en función del trabajo futuro de los psicólogos ambientales. La incorporación de esta temática debe afectar al desarrollo de propuestas de investigación y formación académica del psicólogo, así como a la definición de su perfil profesional. 









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada